La CE dice que ciudadanos deben ser escuchados sobre Port Vell de Barcelona

Noticia publicada en El diario Vasco
Bruselas, 13 ago (EFE).- La Comisión Europea recuerda que los ciudadanos deberán ser informados y su opinión escuchada sobre el proyecto Marina Port Vell de Barcelona, referente a la construcción de un puerto para embarcaciones de lujo de hasta 180 metros y contra el que se han manifestado algunas organizaciones de vecinos.
El comisario de Medio Ambiente, Janez Potocnik, ha recordado el derecho de los ciudadanos a dar su opinión y ser informados a raíz de una pregunta parlamentaria remitida por escrito por el eurodiputado de ICV Raul Romeva, en la que éste advierte que el proyecto “tendrá graves consecuencias para la zona”.
Según Romeva, “convertir Marina Port Vell en un embarcadero de superyates supone un grave impacto visual, ya que estos barcos tienen unas dimensiones muy grandes y no permitirán la visión a través del puerto”.
Potocnik, que ha dejado claro no tener todavía en sus manos la propuesta del Ayuntamiento de Barcelona, sí ha querido señalar que por las características del proyecto es aplicable la Directiva de Evaluación de Impacto Ambiental, con todas las salvaguardas que trae consigo.
Entre otras, la necesidad que se determinen y evalúen las consecuencias medioambientales de los proyectos antes de que la autoridad competente conceda la autorización correspondiente.
Asimismo, añadió el comisario, “los ciudadanos deben ser informados del contenido de la autorización y deben tomarse en consideración todas las consultas realizadas”.
Aunque el eurodiputado de ICV pedía en su pregunta al comisario a pronunciarse sobre si podía abrirse un procedimiento e infracción de la legislación de la UE sobre medio ambiente, Potocnik ha señalado que el Ayuntamiento de Barcelona “todavía no han adoptado una decisión final sobre este proyecto y, por consiguiente, la CE no observa ningún indicio de infracción.”

La CE dice que ciudadanos deben ser escuchados sobre Port Vell de Barcelona

Noticia publicada en comercio.es

Bruselas, 13 ago (EFE).- La Comisión Europea recuerda que los ciudadanos deberán ser informados y su opinión escuchada sobre el proyecto Marina Port Vell de Barcelona, referente a la construcción de un puerto para embarcaciones de lujo de hasta 180 metros y contra el que se han manifestado algunas organizaciones de vecinos.
El comisario de Medio Ambiente, Janez Potocnik, ha recordado el derecho de los ciudadanos a dar su opinión y ser informados a raíz de una pregunta parlamentaria remitida por escrito por el eurodiputado de ICV Raul Romeva, en la que éste advierte que el proyecto “tendrá graves consecuencias para la zona”.
Según Romeva, “convertir Marina Port Vell en un embarcadero de superyates supone un grave impacto visual, ya que estos barcos tienen unas dimensiones muy grandes y no permitirán la visión a través del puerto”.
Potocnik, que ha dejado claro no tener todavía en sus manos la propuesta del Ayuntamiento de Barcelona, sí ha querido señalar que por las características del proyecto es aplicable la Directiva de Evaluación de Impacto Ambiental, con todas las salvaguardas que trae consigo.
Entre otras, la necesidad que se determinen y evalúen las consecuencias medioambientales de los proyectos antes de que la autoridad competente conceda la autorización correspondiente.
Asimismo, añadió el comisario, “los ciudadanos deben ser informados del contenido de la autorización y deben tomarse en consideración todas las consultas realizadas”.
Aunque el eurodiputado de ICV pedía en su pregunta al comisario a pronunciarse sobre si podía abrirse un procedimiento e infracción de la legislación de la UE sobre medio ambiente, Potocnik ha señalado que el Ayuntamiento de Barcelona “todavía no han adoptado una decisión final sobre este proyecto y, por consiguiente, la CE no observa ningún indicio de infracción.” EFE

El passat 23 de maig vaig presentar una pregunta a la Comissió Europea relativa al projecte de Marina Port Vell de Barcelona:

Blog de Raül Romeva

Pregunta con solicitud de respuesta escrita a la Comisión
Artículo 117 del Reglamento
Raül Romeva i Rueda (Verts/ALE)

 

Asunto: Puerto de superyates en Marina Port Vell

 

Existe un proyecto de reforma que pretende cambiar la concesión de dominio público de titularidad en Marina Port Vell, S.A.U en el Puerto de Barcelona. Es un proyecto de la Autoridad Portuaria de Barcelona y del ayuntamiento para construir un puerto privado de yates de lujo.

La Marina Port Vell está situada en el centro de la ciudad, entre el barrio de la Barceloneta y el Barrio Gótico de Barcelona, en un espacio muy sensible a los cambios por su integración dentro de la trama urbana de Ciutat Vella.

Este proyecto tendrá graves consecuencias para la zona. Convertir Marina Port Vell en un embarcadero de superyates supone un grave impacto visual, ya que estos barcos tienen unas dimensiones muy grandes y no permitirán la visión a través del puerto. A la vez, se propone la creación de edificios más altos y barreras de seguridad de 1,80 metros que también crearan grandes barreras visuales.

La conversión del puerto también impactará de forma negativa en el tejido urbano de la ciudad, rompiendo el modelo de diversidad social del barrio de la Barceloneta creando un puerto elitista y excluyente, contrario al modelo del puerto ciudadano necesario para Barcelona. El proyecto también generará graves problemas ambientales ya que los superyates consumen mucha más energía y generalmente usan combustibles fósiles que producirán un gran aumento de la contaminación atmosférica. El proyecto también significará un aumento del uso del vehículo privado en la zona.

Considerando la Directiva de Evaluación de Impacto Ambiental (85/337/EEC):

¿Tiene la Comisión constancia de esta propuesta del Ayuntamiento de Barcelona?¿Piensa la Comisión emprender alguna acción contra el tema

Fa una setmana vaig rebre formalment la resposta (tot i que està datada el 17 de juliol):

Respuesta del Sr. Potočnik en nombre de la Comisión

 

La Comisión no tiene conocimiento de la propuesta del Ayuntamiento de Barcelona relativa al proyecto de construcción de un puerto privado de yates de lujo reconvirtiendo las instalaciones de Marina Port Vell.

Debe observarse que, dependiendo de las características del proyecto, las disposiciones de la Directiva 2011/92/UE(1) (conocida como la Directiva sobre la evaluación de impacto ambiental, o Directiva EIA) podrían ser aplicables al presente caso. Los puertos de recreo están cubiertos por el punto 12, letra b), del anexo II de la Directiva EIA.

El procedimiento de EIA garantiza que se determinen y evalúen las consecuencias medioambientales de los proyectos antes de que la autoridad competente conceda la autorización correspondiente. Los ciudadanos pueden dar su opinión y deben tomarse en consideración todas las consultas realizadas. También debe informarse a los ciudadanos del contenido de la autorización.

Las autoridades competentes españolas todavía no han adoptado una decisión final sobre este proyecto. Por consiguiente, la Comisión no observa ningún indicio de infracción de la legislación de la UE sobre medio ambiente y, por el momento, no se puede tomar ninguna medida.

 

(1)DO L 26 de 28.1.2012, pp. 1-16 (versión codificada de la Directiva 85/337/CEE, relativa a la evaluación de las repercusiones de determinados proyectos públicos y privados sobre el medio ambiente, modificada).

De seguida que en vàrem tenir noticia la vàrem difondre. Aquesta és la nota que en va fer EFE:

La CE dice que ciudadanos deben ser escuchados sobre Port Vell de Barcelona

Noticias EFE

Bruselas, 13 ago (EFE).- La Comisión Europea recuerda que los ciudadanos deberán ser informados y su opinión escuchada sobre el proyecto Marina Port Vell de Barcelona, referente a la construcción de un puerto para embarcaciones de lujo de hasta 180 metros y contra el que se han manifestado algunas organizaciones de vecinos.

El comisario de Medio Ambiente, Janez Potocnik, ha recordado el derecho de los ciudadanos a dar su opinión y ser informados a raíz de una pregunta parlamentaria remitida por escrito por el eurodiputado de ICV Raul Romeva, en la que éste advierte que el proyecto “tendrá graves consecuencias para la zona”.

Según Romeva, “convertir Marina Port Vell en un embarcadero de superyates supone un grave impacto visual, ya que estos barcos tienen unas dimensiones muy grandes y no permitirán la visión a través del puerto”.

Potocnik, que ha dejado claro no tener todavía en sus manos la propuesta del Ayuntamiento de Barcelona, sí ha querido señalar que por las características del proyecto es aplicable la Directiva de Evaluación de Impacto Ambiental, con todas las salvaguardas que trae consigo.

Entre otras, la necesidad que se determinen y evalúen las consecuencias medioambientales de los proyectos antes de que la autoridad competente conceda la autorización correspondiente.

Asimismo, añadió el comisario, “los ciudadanos deben ser informados del contenido de la autorización y deben tomarse en consideración todas las consultas realizadas”.

Aunque el eurodiputado de ICV pedía en su pregunta al comisario a pronunciarse sobre si podía abrirse un procedimiento e infracción de la legislación de la UE sobre medio ambiente, Potocnik ha señalado que el Ayuntamiento de Barcelona “todavía no han adoptado una decisión final sobre este proyecto y, por consiguiente, la CE no observa ningún indicio de infracción.” EFE

Foto: Vistes de la marina Port Vell, que acollirà grans iots i passarà a estar blindada, en una imatge d’arxiu. Font:JOSEP LOSADA /Arxiu ElPuntAvui.

Anuncis

One comment

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s